La SGAE lamenta la pérdida del poeta y pasional flamencólogo Félix Grande

Sgae | 30 enero, 2014

Socio de la entidad de gestión, el escritor afirmó en alguna ocasión que ‘el flamenco es la canción protesta más irrompible y duradera’

El poeta y experto en flamenco Félix Grande (Mérida, 1937) ha fallecido a los 76 años de edad, según ha informado su familia. Socio de la SGAE número 27.530 desde el año 1976, Grande dedicó su vida a escribir poesía y recibió importantes reconocimientos a su prolífero poemario, como el Premio Nacional de Poesía por Las rubaiyátas de Horacio Martín. Es autor de la imprescindible  Memoria del flamenco (1978) , por la que recibió el Premio Nacional de Flamencología.  Su gran pasión, de la que hizo alarde en cada aparición pública, era el flamenco. En su trayectoria como autor, destaca su defensa irreductible de la guitarra flamenca, alimentada  por su intensa vivencia con Paco de Lucía: “La guitarra de Paco de Lucía está mostrando en versiones incomparables las abrasadas lágrimas de su tierra por todas las salas de concierto del mundo”, escribió Grande sobre su amigo.  El extremeño declaró también que “el flamenco es la canción protesta más importante, más irrompible y duradera que se ha inventado en castellano. Este género  pone en valor que los humildes que iniciaron el cante jondo consiguieran sacar la genialidad para encontrar en cada lenguaje lo esencial de las emociones radicales”.

Felix Grande fue un gran defensor del pueblo gitano a través de sus letras, habiendo firmado en este sentido obras cruciales como Persecución, para Juan Peña, El Lebrijano (1978). En su producción destacan obras mixtas como Grandes del flamenco (seis discos más antología, de 1981) o Poema de amor (con música de Paco de Lucía, de 1983). Su compañero y amigo,  también experto flamencólogo en la SGAE, José Manuel Gamboa, ha recordado con tristeza y pasión que “Félix siempre defendió la libertad del pueblo gitano, solía decir que payos y gitanos estamos más juntos que las lágrimas”.

El apasionado flamencólogo también reivindicó en muchas ocasiones la responsabilidad de los medios de comunicación y las entidades culturales por “conservar y mantener la esencia callejera del flamenco, al mismo tiempo acceda a los nuevos ámbitos donde se va a tener que propagar: academias, conservatorios y universidad”.

Los Autores y Editores que componen la SGAE lamentan el fallecimiento de esta figura clave en la propagación de un género musical cuya idiosincrasia trasciende internacionalmente. Jose Luis Acosta, presidente de la SGAE, ha mostrado su pesar por la pérdida de este socio ilustre: “Perdemos al  mejor valedor del flamenco, que nos deja un importantísimo legado de conocimiento sobre un arte singular y universal. Me uno al dolor de nuestros socios, entre los que se encontraba,  y especialmente a la familia del flamenco representada de forma tan importante en la SGAE,  porque el flamenco, y todo el legado cultural que lo rodea, es uno de los universos más creativos de nuestra música.”.  Acosta ha añadido también que “Félix Grande siempre estuvo muy implicado con la SGAE y siempre nos recordó nuestra responsabilidad por reivindicar el papel del flamenco y, sobre todo, el de los autores flamencos. Seguimos luchándolo, y seguiremos recordándolo a él y a otras grandes figuras de este género universal, como a su amigo el genio Enrique Morente”.

© Copyright Sociedad General de Autores y Editores SGAE
Fernando VI, 4 28004 Madrid
Aviso Legal y Política de Privacidad